Pedro Infante





Hoy celebramos, en este su blosj de escasa confianza, el cumpleaños de Pedro Infante que nació, como todos ustedes sabrán, un día tal como el pasado 18 de noviembre. Es posible que ustedes piensen como otras personas que lo suyo sería celebrar mañana el día de Jorge Negrete, por ejemplo. Bien, yo no me opongo; celébrenlo si les apetece, pero a mí me gusta más Pedro Infante, ¿qué pasa?

17 Revelaciones:

Harry Sonfór dijo...

Que no puede ser, que es que hoy se celebra el día de Jorge Negrete y no el de Pedro Infante. Que, oiga, uno también es más de Pedro Infante, que además tiene un aire a Miki Nadal
(http://media.photobucket.com/image/pedroinfante/sweetchina1/infante.jpg), pero es que hoy se celebra el nacimiento de Jorge Negrete y no hay nada que pueda hacerse contra eso. No puede ser. Hoy, Jorge Negrete.

anagadner dijo...

Arkab,me gusta éste mi blogjs de escasa confianza...a pesar de Pedro Infante(don Harry, me gusta su blogjs de confianza a pesar de Jorge Negrete)

lady in the radiator dijo...

ustedes lo que son todos unos creaconfusiones!!! Bastante tengo ya que elegir cada día para crearme una personalidad de fisuras mínimas y discretas suturas como para que encima ustedes aviven las brasas.
¿Es que no podríamos celebrar democrática- y pacíficamente el día de Pedro-Negrete-Jorge-Infante?

Por la justa homogenización de las celebraciones ¡ya!
¡Por las medias tintas!
¡P0r la escala de grises!

anagadner dijo...

eso,eso,lady!(a lo primero, que a lo del día jorge pedro negrete infante, ni fú ni fa...)
Joño, con la de muertes, nacimientos y aconteceres que sucedieron un día como hoy!(que me he mirao la güiskypedia, que no daba crédito-soy como los bancos-que lo mejor de celebrar y de celebrar fuera éso...

Badil dijo...

Mi cuate, en esto de sufrir ningún machito va ganarle la partida a una buena hembra.
http://www.youtube.com/watch?v=U8dtsogNRAE

miguelgato dijo...

Pues yo prefiero esta ranchera, ¿a que está pa comerselo?.
http://www.youtube.com/watch?v=UDFtSw3cymo.
Aunque creo que confunde al gorrión con el "papirroyo".

miguelgato dijo...

Bueno, paice que pasa algo con el enlace, si no sale Joselito con su gorrioncillo tampoco esta mal el gavilán pollero del Infante.

Harry Sonfór dijo...

Sí que sale, Miguelgato, lo único que hay que hacer es quitarle el punto que ha puesto al final. Le quita el punto y, placa, le sale el Joselito.

anagadner dijo...

Arkab,hoy ya ni Pedro Infante ni Jorge Negrete.
¡A ver éste, mi bojs de escasa confianza...hombre!

Harry Sonfór dijo...

Madre mía, cómo tiene las buganvillas, Arkab, qué hermosas. Las mís son cuatro palo largos con pocas hojas y con cuatro floracas pequeñas que le salieron hace pocos días. No hay color. El clima va a ser.

anagadner dijo...

Don Harry, desengañese:la buganvilla no es pa esta tierra,no...qye en cuanto salen las hojicas con colores viene una volada de aire que deja a la florecillas desnudicas, pobretas.
Si Arkab tiene buenas buganvillas, será que no vive en el valle del Ebro, no...

Arkab dijo...

No, no, no, no y no, Harry, me reafirmo, hoy en este su blosj de escasa confianza celebramos el cumpleaños de Pedro Infante, que era Pedro Malo en el duelo, y no a Jorge Negrete, que era Jorge Bueno, en el duelo. Así están las cosas.

Pues en esa selva, Harry, hay todo esto que sigue (eso sí mucho más grande y espeso hoy día, que las fotos son de hace dos añoa): Un olivo gordal injerto en verdial, una cica revoluta debajo, una buganvilla, una zarzamora sin espinas que da muy buena mermelada, ¿o no?, un jazmín, tres ficus benjamina, un drago canario en macetón y dos maceticas de cibulette (o cebollino que diría Spanique). Ole. Y un azulejo en la entrada que pone Pax entrantibus, foelicitas inhabitatibus, salus exhuntibus, o algo así, que a ver si van a pensar que yo soy Erasmo de Rotterdam.

La buganvilla es de las de ramillete, anagadner, o sea, que no tira la hoja y se lo empuerca todo, pero ay, qué triste es de sufrir, cuando se secan esos ramilletes tiene que ir usted cortándolos uno a uno si quiere que crezcan de nuevo. Bueno también tiene otra solución: mandar a su santo a que los corte, el efecto es el mismo (ojo, anagadner, que podar una buganvilla no es lo mismo que poner una lavadora, no vaya a pasarse). Y claro, en Sevilla que es donde está, seguro que crece mejor que en el Ebro. No ocurre lo mismo con los melocotones de Calanda, que dice Badil que donde mejor crecen y están más sabrosos es en Calanda. Y Badil de eso sabe un web.

lady in the radiator, por las medias tintas y por las medias con costuras, por la escala de grises y por la escala de Alexitimisa de Toronto, le juro y le perjuro que donde esté Pedro Infante que se quite Jorge Negrete. ¿Y María Félix?, pues no sé, María Felix, no sé, porque unos días me gusta María Félix y otros días no me gusta María Félix, que los grises ésos le fallan en algunos perfiles.

Gracias por los vídeos, Madame Badil y Monsieur Miguelgato.

anagadner dijo...

Arkab, que charrín está usté hoy!¿sevilla?mmm, qué bien, jooo, ahí no tienen cierzo...
Ná, que no tengo buganvilla, que tengo madreselva, y al santo le digo que la espeluche de vez en cuando, que es de cundir y crecer mucho mucho.Tampoco tengo melocotones de calanda, un peral solitario de vacaciones permanentemente y dos cerezos que ahi están, pelando la pava y pensando si adoptar, si procrear o quedarse de gorrones, como una servidora.Jazmines y eso, si.Higuera en tiesto, que son de crecer a lo loco y no quiero dormir en una rama dentro de tres años.Eso sí, caracoles gordos como tapias, que no tienen ningún respeto, oiga, que se comen los tagetes, las albahacas del pesto y todo lo que pillan..qué canallas..
ah, y la hiedra del vecino, con sus pulgones y todo

miguelgato dijo...

Y vive dios que como Luis Mariano no hay dos.
http://www.youtube.com/watch?v=Iey8E_6TBR0
Se han ido ustedes por los jardines de Úbeda y se han olvidado del producto nacional.
Y pregunto yo ¿pa qué jardín pudiendo poner hortal?

Harry Sonfór dijo...

Carajo, es verdad, qué charrín que está hoy Arkab. Que alegría.
¿Que también tiene usted caracoles, Anagadner? mire si los tengo yo de gordos que ya me cantan villancicos a capela, en latín. Que he descubierto que les gustan mucho las acelgas. Pero mucho. Les gusta lo verde, lo tiernecico, el troncho no.

anagadner dijo...

Miguelgato, lo de los hortales está complicao, mas que nada porque no hay unidá de criterios doméstica:al podador de madreselvas, el santo, le gusta el verde perenne, con flores fandanguillos y alegrías,y a mi me gustaría de verde de temporada, o sea comestible.Y mi perreta se úne a la primera opción, de verde perenne pa dar volteretas, con lo que me queda un lateral pa los tomates anuales, que este año me han llevado a la desesperación mas absoluta.
Los caracoles, don Harry...mi vecino babea cuando los ve, se los imagina en caldereta...un horror..y si, brotes tiernecicos.¡pobres acelgas!Cuando esté harto y tenga instintos asesinos con ellos,pongales un platico con cerveza al pie de la acelga de turno.¡ya verá, ya!

anagadner dijo...

Arkab, ve lo que pasa si no cambia de post en este nuestro blojs de escasa confianza...que empezamos a hablar de buganvillas y caracoles.Tampoco va a ser el blojs cultural del año, no


The Goldfinch Carel Fabritivs (1654, año de su muerte)

Ernst Haeckel

Ernst Heinrich Philipp August Haeckel
(* 16. Februar 1834 in Potsdam; † 9. August 1919 in Jena)
war ein deutscher Zoologe und Philosoph.

Portraits

Lithographies

Kunstformen der Natur


El órgano fantasma

«Cuenta Montaigne que cuenta el piadoso Santiago de la Vorágine que en un pueblo de Alsacia vivía un hombre que tenía adherido a su cuerpo el cuerpo más pequeño de otro hombre, una especie de bebé descabezado que se clavaba a su huésped más grande a partir del cuello. Un médico peregrino se ofreció a extirpar la anomalía con ayuda de un cirujano local. Una vez concluida la operación, el paciente se mostró muy agradecido y contento. El médico peregrino no le cobró un céntimo y a cambio sólo le pidió que le dejara llevarse el cuerpecillo extirpado y convenientemente disecado para exhibirlo por doquier como prueba de su talento. Semanas después, el paciente empezó a dar señales de una terrible melancolía: decía seguir sintiendo la presencia de aquel cuerpecillo, como si aún lo llevara adherido a sus carnes y declaraba que su ausencia le hería el espíritu mucho más que otrora su presencia el cuerpo. Según algunos comentaristas, el hombre acabó vagando por la tierra como un alma en pena. Otros autores afirman que el paciente sencillamente murió de tristeza dos meses después de la cirugía. Respecto a la suerte del médico el veredicto de todos es unánime: pagó su vanidad con la muerte a manos de unos salteadores de caminos». Monstruos y fenómenos extraordinarios de la Edad Media, Patricio Ferrufino S.J.
Citado por Santiago Cárdenas